Las 50 Mejores Películas de los Últimos Años (41-50) jueves, 6 de septiembre de 2007



41. La Felicidad de los Katakuris
Katakuri-ke no kôfuku
de Takashi Miike
con Kenji Sawada, Keiko Matsuzaka, Shinji Takeda, Naomi Nishida
Japón, 2001

El afiche promocional de esta película en el Reino Unido anunciaba: "Love, Music, Horror, Volcanos. Cinema was never meant to be like this!". Una familia japonesa atiende un hotel cuyos huéspedes van muriendo inexplicablemente uno por uno. Lo bizarro atraviesa de punta a punta a esta obra inclasificable (mayormente comedia, en parte musical, por momentos una de suspenso- del director Takashi Miike (Audition, 1999).



42. Snatch
de Guy Ritchie
con Jason Statham, Stephen Graham, Alan Ford, Brad Pitt, Dennis Farina
EEUU, 2000

Guy Ritchie se repite. Snatch reedita el éxito de la genial Juegos, Trampas y Dos Armas Humeantes (Lock, Stock and Two Smoking Barrels, 1998), esta vez con un elenco más conocido y con mucho más presupuesto. ¿Qué esperar? Una de gangsters en tono pastichero y liviano, pero muy, muy graciosa. Como Casino de Scorsese pero hecha de manera frenética por un publicista levemente drogado y con buen sentido del humor. PD: El personaje gitano de Brad Pitt es sensacional.



43. Elefante
Elephant
de Gus van Sant
con Alex Frost, Eric Deulen, John Robinson, Elias McConnell
EEUU, 2003

Escribió alguna vez Alain Finkielkraut: "En el silencio nocturno lo que horroriza es, no la muerte, sino el ser. Uno está menos aterrado por la cesación de la existencia que por esa existencia incesante que lo envuelve a uno." Hay una existencia incesante en Elephant (en Columbine, en el Imperio único), se percibe un horror al vacío. Cuando ya no queda nada, ¿con qué se contesta? Con más nada, con un nihilismo que ni siquiera es intelectual sino más bien primario, brutal, obsceno -como los propios Estados Unidos. Ese elefante que está ahí, que siempre está ahí, y nadie puede -¿quiere?- ver. Hasta que pasa, como lo mostró Gus van Sant con una economía de recursos notable, pintando así una pequeña (y potente) postal de los tiempos que corren.



44. Noches Blancas
Insomnia
de Christopher Nolan
con Al Pacino, Robin Williams, Hilary Swank, Martin Donovan
EEUU, 2002

Dos detectives de Los Angeles viajan a un pueblo en Alaska muy cerca del Polo Norte -donde el sol no se pone- buscando resolver el caso de un asesino serial. Pasan los días y el detective Dormer (Pacino) no puede dormir, lo cual se ve agrava por la presión psicológica que debe soportar. Christopher Nolan es uno de los directores jóvenes más grossos que tiene la industria norteamericana, y en Noches Blancas triunfa en el mismo ámbito que lo había hecho dos años antes con Memento: en crear entretenimiento a la vez popular e inteligente, consiguiendo crear -una vez más- un thriller psicológico de aquellos.



45. Los Guantes Mágicos
de Martín Rejtman
con Gabriel Fernández Capello, Valeria Bertuccelli, Fabián Arenillas, Susana Pampin
Argentina, 2003

Esta es una de esas películas que rara vez salen en Argentina: ingeniosas y extrañas, pero a la vez con perfil de relativa masividad. Para su tercer largometraje, Rejtman construye cuidadosamente a una galería de personajes patéticos pero absolutamente creíbles y deja que la melancolía se filtre en las situaciones: Vicentico y Bertuccelli están increíbles. ¿Es una comedia? Ezequiel Schmoller ensaya una respuesta: "El humor antiefectista de Los Guantes Mágicos busca más la sonrisa triste que la carcajada." ¿Un Alexander Payne argentino, entonces? Les respondo en Entre Copas, que viene más arriba.



46. The Pervert's Guide to Cinema
de Sophie Fiennes
con Slavoj Zizek
Reino Unido/Austria/Holanda, 2006

Un documental que intente analizar psicológicamente algunas de las películas más importantes de la historia está, casi desde el vamos, condenado a ser una basura. Excepto, claro está, que su creador sea el multifacético filósofo Slavoj Zizek, una mente lúcida y con ideas originales, desafiantes y atractivas. Mejor aún cuando, en un inteligente gesto para volver más accesible el planteo, Zizek decide colocarse físicamente en los escenarios de las películas que analiza (por ejemplo, en un bote en la Bahía de San Francisco mientras analiza Los Pájaros). No tienen idea de cuántas cosas jugosas pueden sacarse de estas lecturas lacanianas de Vertigo, Stalker, Matrix o Mulholland Drive, entre otras.



47. La Corporación
Le Couperet
de Constantin Costa-Gavras
con José Garcia, Karin Viard, Geordy Monfils, Christa Theret
Bélgica/Francia/España, 2005

Daver es un ejecutivo medio que después de décadas de entrega incondicional a su empresa, termina despedido debido a una "reestructuración". Se pone a buscar trabajo, pero no hay caso. La única manera que encuentra para regresar al mundo laboral es eliminar a todos aquellos ejecutivos que, por sus condiciones, están en situación de ocupar el puesto que él busca. Dirá la crítica en Página/12: "Bajo la pátina de normalidad, de buen pasar, de ilustración de la sociedad, late una violencia contenida que Davert no hace sino poner en acto." La película se desarrolla como una tremenda cinta de suspenso en un escenario paradigmático del capitalismo salvaje: la ciudad, la monstruosa ciudad, y sus publicidades desenfrenadas que invitan al consumo, al sexo, al poder, al todo ya.



48. La Ciudad del Pecado
Sin City
de Frank Miller y Robert Rodríguez (Director invitado: Quentin Tarantino)
con Benicio Del Toro, Clive Owen, Mickey Rourke, Bruce Willis, Elijah Wood, Michael Madsen, Jessica Alba
EEUU, 2005

No hay mucho para decir sobre esta. Un film-noir como hace mucho que no se hace, apoyado en una estética magistral, explosiva, brillante (un híbrido entre la fotografía monocromática y unos gráficos de fuerte contraste), pero en donde las historias -casi calcadas del comic de Frank Miller- son el plato fuerte. Violencia desenfrenada, estilizada, cruda y grotesca. Corrupción, venganzas, redenciones. De las que da gusto ver en el cine.



49. El Señor de la Guerra
Lord of War
de Andrew Niccol
con Nicolas Cage, Jared Leto, Ethan Hawke, Bridget Moynahan, Ian Holm
Francia/EEUU, 2005

Sus creadores a menudo se refieren a ella como una película independiente porque no contó con financiamiento de Hollywood. Y es que Niccol (Gattaca, S1m0ne) cayó con un guión jugado sobre el tráfico de armas... una semana antes de que comenzara la Guerra de Irak. Se nota que aquí no está la mano de los grandes estudios: no sólo es polémico el tema en sí sino que su tratamiento también lo es. Lord of War es una película de factura frenética en donde Nicolas Cage encarna la faceta más inescrupulosa de la libertad de mercado -acercándola a Thank You For Smoking, otra muy buena película con Aaron Eckhart que salió por la misma época. Atenti a los diálogos que algunos son impresionantes.



50. Tiempo de Volver
Garden State
de Zach Braff
con Zach Braff, Natalie Portman, Peter Sarsgaard, Ian Holm
EEUU, 2004

Andrew Largeman estuvo en una suerte de "coma de litio" durante varios años. Lejos de su casa, en Los Angeles, un día se despierta y recibe un llamado de su padre -a quien no ve hace años. Dice: tu madre está muerta. Andrew (el simpático Zach Braff, protagonista de Scrubs) emprende el regreso a casa en New Jersey (el "Garden State"). Piensa en abandonar todas esas pastillas por un tiempo y ver qué pasa: es que tiene 26 años, y está frente a un abismo enorme. Pero conoce a esta chica Sam, que encima es tan encantadora como lo es Natalie Portman, y algunas cosas empiezan a cambiar. Hay momentos agridulces y escenas memorables por todos lados. Los personajes son excéntricos pero siempre queribles, no hay hipérboles groseras como en las "comedias bizarras". El film en su conjunto capta esa angustia existencial de los veintitantos como pocos. Y es tan encantadora y fuera de lo común, que poco importa que haya un climax nada climático y que las cosas resulten un poco simples al final.


Las Mejores Películas
de los Últimos Años
1-10
11-20
21-30
31-40
41-50

3 comentarios:

Juli dijo...

Hummm, Fede... no se qué películas pondrás en los otros puestos pero ahí hay dos que yo hubiera puesto un poco más arriba, como Elpehant y Garden State...

Igual, no vi muchas de las pelis que nombrás... bu =(

mrsergi dijo...

como se nota que sois argentinos....asi que infiltrados the departed de scorsese no entra en las 50 mejores jajajajaj y por los visto un oso rojo, 9 reinas y un documental llamado trelew si, vaya tela

Fede / Billie dijo...

Hola Sergi, gracias por tu comentario. The Departed me gustó, pero mucho más Infernal Affairs que es básicamente la peli en la que Scorsese se basó para hacer esa suerte de remake. ¡Nueve Reinas es muy buena! Bielinski es (era) un gran director. Y el documental Trelew tendrás que verlo, pero bueno, a mí me pareció realmente logrado. Es posible que España (¿de ahí sos?) esté subrepresentada, no vi tanto cine español, es cierto. Saludos