Que lo mejor del kirchnerismo no sean sus enemigos sábado, 10 de diciembre de 2011























Es tiempo de finales y el tiempo apremia, asíque les dejo algunas ideas sueltas en forma de sentencias tuiteables.

Primero, lo obvio: me alegra la consolidación democrática. Disfruto el espectáculo gratuito, desbordado. Me re va esta idea de "celebrarnos".
También creo que, asumido el nuevo gobierno del 54 por ciento, es hora de dejar de decir que lo mejor del kirchnerismo son sus enemigos. Los enemigos del kirchnerismo han sido derrotados o integrados (en buena ley). Ahora pensemos qué se hace con esta nueva síntesis histórica.
El discurso de CFK estuvo bien, a años luz de Menem/Duhalde. Pero no me gusta cuando el Péndulo Peronauta cae en "pegarle a los laburantes".

Nadie espera que un gobierno peronista asuma un papel revolucionario, faltaba más. Sí que, a partir de su renovada legitimidad, social libre ciertas batallas básicas que defiendan los intereses de las grandes mayorías. Estoy hablando de una reforma tributaria progresiva, una ley de entidades financieras, la despenalización del aborto junto con un proyecto de interrupción voluntario del embarazo, una ley de alquileres acompañado de una mayor intervención estatal términos de acceso a vivienda, acciones sobre la cadena de valor, una lucha real contra el laburo en negro y la precarización laboral, desarticulación de monopolios y una política activa de defensa al consumidor.

You may say I'm a dreamer, pero desde este blog fuimos los primeros en pedir a gritos, después de la derrota kirchnerista del 28 de junio de 2009, una ley de medios audiovisuales.
La receta sigue siendo la de siempre: minorías intensas, agenda-setting, astucia política, presencia en las calles y debate público.

7 comentarios:

rinconete dijo...

¿Donde hay que firmar?

Una de las grandes virtudes del kirchnerismo es la de haber ampliado nuestras expectativas. Los sueños de ayer son nuestra realidad.

Saludos,
r.

Anónimo dijo...

El pendulo cayó en las corporaciones, los medios y en los propios que atentan contra otros laburantes. No fue un discurso contra los trabajadores. Es solo lo que más resaltó si se quiere.

Cinzcéu dijo...

Fede:
A mí no me va esa idea de "celebración", para nada. No comparto qué se celebra y, para colmo, decenas de helicópteros han abusado durante todo el día de sus ruidos invasivos al interior de mi dormitorio. Sáquenla un poquito, ¿ok?, al menos de mi espacio más privado.
Hace años (creo que más de un siglo) que coincido poco y nada con vos y la corriente que muy bien representás pero debo decir que apoyo a full este último señalamiento, el de "pegarle a los laburantes". Voy a decirlo en mi propio idioma: hace mucho que el gobierno de la Fernández produjo tal giro discursivo antiobrero y reaccionario. Discursivo, porque si hablamos de políticas nunca ha habido otras en sentido contrario.
Basta investigar un poco las políticas de empleo del propio Estado kirchnerista para observar que la precarización, la desigualdad, la destrucción y el clientelismo son las únicas normas laborales que reconoce este régimen. Como sus sindicatos afines (UPCN, su apéndice ex menemista) los suscriben, sanciona decretos que viola el día previo.
Todo ese programa que brevemente desplegás es opuesto al del gobierno que apoyás y lleva casi 9 años de ejercicio del poder. Es un gobierno que subsidió y rescató a grandes bancos y transnacionales mientras condenó (y condena) legítimos reclamos obreros. ¿Qué más haría falta para caracterizarlo como "de derecha"? Ah, la AUH (que no es universal sino clientelar) y las cooperativas truchas de empleados municipales del conurbano (aún más clientelares) que simulan meros parches a la exclusión social que en casi 9 años no ha podido ni querido solucionar, sino que ha profundizado y disciplinado. Ah, "la redistribución del ingreso" que es un cliché discursivo que ninguna estadística más o menos seria es capaz de mostrar. Ah, doscientos clichés más inverificables fuera de la omnipresente propaganda oficial.
Por lo demás, es sintomático que menciones esa risa que es la "ley de medios audiovisuales" que a dos años de su sanción sólo ha aportado un sinfín de absurdos separadores que avisan que empieza o termina un espacio publicitario, cuando un niño de 5 años se da cuenta de que es sólo una nueva mentira, porque ni empiezan ni terminan. Eso sí, mentira legislada.
Nos esperan años muy duros durante los cuales cada uno será esclavo (o no, la memoria política mundial semeja la de una mosca) de lo que, hace mucho, viene diciendo.
Saludos.

Fede / Billie dijo...

Primero que todo, Cinzcéu, ¿cuál sería la corriente que muy bien represento?

Vos asumís a lo largo del texto que yo "apoyo" a este gobierno, siendo que desde este espacio, en cada elección, no hice otra cosa que llamar a votar A OTROS PARTIDOS, desde el sabbatellismo en 2009 (vos dirás que es casi una forma de apoyo, pero al día de la fecha muchos kirchneristas asumen que el 5% que sacó en provincia contribuyó a la derrota de Néstor Kirchner frente a Francisco de Narváez) hasta apoyos explícitos a Pino Solanas en 2007 y al Frente de Izquierda hace tan sólo algunos meses.
Decíme entonces donde ves este apoyo tan claro y coincidente al gobierno, porque según tu caracterización yo sería poco más que un Máximo Kirchner progresista y con culpa.

Si me permitís el juego de palabras (¿no lo son todas las expresiones, acaso?) no soy kirchnerista, pero tampoco soy antikirchnerista. Es una diferencia sutil que parte de entender un poco más cómo funciona este gobierno y cuáles son las diferencias con Menem, Duhalde, De la Rúa, cuáles son los retrocesos (que los hay), las situaciones injustas que se mantienen (laburo en negro, precarización, nula defensa al consumidor, nichos de corrupción policial) y en cuales hay avances. Comparto tu apreciación sobre los Argentina Trabaja pero deberías repensar el supuesto carácter "clientelar" de la AUH, siendo que -tal como está documentado por estudios de impacto- se cobra con DNI en cualquier oficina de la Anses, sin intermediarios. Y esto te lo dice un tipo tan poco kirchnerista (y tan metido en el tema) como Javier Auyero.

Ayer el legislador Marcelo Parrilli (uno de los fundadores del CELS, trotskista, insospechado de kirchnerismo) escribió que "Mas allá de mis diferencias no deja de causar una profunda emoción ver a un enorme sector del pueblo feliz y contento en el día de hoy". Gabriel Solano, candidato a diputado del FIT, contestó: "No veo porque los socialistas tenemos que alegrarnos cuando una parte del pueblo sigue a partidos capitalistas".

"No me alegro -respondió Parrilli- pero recapacito y trato de entender, y a partir de entender se que la mejor manera de comunicarme con los millones que hoy siguen al kirchnerismo no es empezar diciéndoles que siguen a un 'partido capitalista' porque ese sector del pueblo no lo ve así. Si hacemos eso seguiremos siendo siempre un pequeño grupo al que verán, en el mejor de los casos, como un aliado ocasional pero al que nunca considerarán como su partido. En fin, es la discusión de siempre supongo"

En fin, es la discusión de siempre, supongo.

DP dijo...

http://eldiablosellama.wordpress.com/2011/12/11/j-p-feinmann-la-filosofia-del-mal-chiste-o-el-mendicante-ante-el-gobierno-nacional/

Cinzcéu dijo...

Fede:
En primer lugar te agradezco que respondas, con altura, a mi provocación política: son modos válidos de abrir debates. Que vos apoyás a este gobierno me parece de una completa obviedad, más allá de los matices y diferencias que hayas ido expresando.
La corriente que vos muy bien representás es "el sabbatellismo" que, yo creo, tiene raíces e historia mucho más allá de Sabbatella. No me importa en lo más mínimo qué opinen "muchos kirchneristas" acerca de Nuevo Encuentro ni del sabbatellismo ni del 5%: está clarísimo y explícito que son apoyo del gobierno y del régimen (sí, sí, uso el término que usó Carrió, quizás por las mismas o tal vez por otras razones) y el apoyo es tan público y explícito que no creo que precise argumentar al respecto.
Vos no sos "un Máximo Kirchner", ni progresista ni con culpa, sino un adherente "al sabbatellismo", que es una corriente identificable (con otros nombres) desde hace al menos 40 años. Y, además, sos un joven que cree en lo que dice, creo. La cosa no es con vos, obviamente.
Sobre lo que Parrilli y Solano, trotskistas, hayan dicho y polemizado, me tiene sin cuidado. Así como vos eludís el lugar prefijado que yo te atribuyo, yo eludo el lugar prefijado que me atribuís. Milité full time en el trotskismo durante una década y hoy no creo que pueda ni quiera asignarme esa pertenencia ni intervenir en polémicas que me son ajenas.
Me importa que todo indica un inminente giro a la derecha en el marco de un modelo que no existe y se basó en populismo (no es peyorativo, me remito a Felleti) + gasto + excedente fiscal. Y si se acabó la fiesta, se acabó: todos sabemos que toda fiesta termina.
Y sí, es la discusión de siempre, supongo.
Como siempre quedó claro que no sos "un Máximo Kirchner" (le endilgamos cosas que no nos constan, por ahí el tipo quiere poner un bar y vivir en paz en Santa Teresita), ojalá algún día podamos ponernos de acuerdo. Lamentablemente, hoy aún no.
Fraterno abrazo.

wersgold dijo...

Vos no sos "un Máximo Kirchner", ni progresista ni con culpa, sino un adherente "al sabbatellismo", que es una corriente identificable (con otros nombres) desde hace al menos 40 años. Y, además, sos un joven que cree en lo que dice, creo. La cosa no es con vos, obviamente. I am player of games,I like play wow games,I need rs gold!If you have cheap rs gold,I can to buy it.