¡Abajo el precio de la entrada de cine! lunes, 7 de enero de 2008

Los datos son inequívocos: cada vez menos gente va al cine.

Martín Bidegaray, de iEco, señala con preocupación los números de este fenómeno: "La asistencia a las salas, que había alcanzado los 35,6 millones de boletos en 2006, bajó un 4% el año pasado." Sin embargo, comete el error de adjudicárselo a "la piratería" y a la ausencia de "títulos gancheros en el segundo semestre". Se olvida de mencionar, como causa necesaria, el precio de las entradas, las cuales este año subieron en promedio un 20% -según admite más tarde en el artículo. Bidegaray se limita a repetir el argumento de las grandes distribuidoras (Disney, Warner-Fox, UIP y Sony), en donde la culpa la tiene "la bajada ilegal de películas desde Internet o su adquisición a través de DVD truchos."

La piratería no explica por sí sola la caída de asistenes al cine. Veamos: en el caso de la industria musical, el declarado "flagelo" es el mismo, y sin embargo las ventas de CDs aumentaron este año. La diferencia es que, desde la devaluación, los discos subieron un 40% de promedio (incluso varios títulos se mantienen por debajo de la franja de los 20 pesos). Así, "el 2007 fue el mejor año para las discográficas desde 2001". El cine, en cambio, aumentó sus tarifas el doble.

***

Ir al cine es una salida, una escapada: no es lo mismo que ver desde el sillón un DVD en un veinte pulgadas. Pero, ¿como puede sobrevivir como acto social cuando cada entrada cuesta $17?

***

"¿Recuerdan cuando con 22 pesos, lo que costaba un CD, podían ir tres veces al cine un viernes a la noche? Ahora, con lo que vale un CD promedio no llegan a pagar una entrada y media. Es cierto, los CDs subieron poco de precio luego de la devaluación, porque si suben mucho más se van a vender aún menos y el negocio no cierra. El problema es que en el cine la entrada sube y el negocio cierra. A las empresas les da lo mismo que vayan dos personas a $17 cada una que cuatro a $8,50. (...) Y aquí entramos en otra discusión: ¿es ir al cine lo suficientemente importante como experiencia social, cultural, vital como para preocuparse por garantizar el acceso a más cantidad de gente? Nosotros creemos que sí. Y creemos que el precio de la entrada debe bajar", afirma un editorial reciente de la revista El Amante.

Dice Gustavo Noriega en Hipercrítico: "...me parece que lo prioritario es hacer más barato el precio de las entradas, estimular la asistencia a las salas (¿se acuerdan de El día del cine?), mejorar las mismas, generar un circuito de cine alternativo con calidad de proyección y, en el caso de los medios, generar una agenda propia que no siga perezosamente lo que se supone que la gente pide sino que ofrezca alternativas."

6 comentarios:

Chino dijo...

Por suerte, yo tengo el Cine Campana I y II, donde la entrada más cara sale 9 pesos y podés disfutar de títulos maravillosos como "Yo los declaro marido y Larry" y "Bee Movie", dos semanas segidas (?). Y otras que están a punto de salir en DVD.
(Igual, no hay que ser duros, comparten las películas con otros cines de la zona, por eso llegan poquísimos títulos y bien tarde, excepto los graaandes estrenos, que se estrenan en la exacta fecha de premiere).

Dejando eso de lado, el precio de la entrada del cine (de un cine cine) es criminal. Me sumo a esta propuesta, como también me sumo a la cruzada de reingresar a Plutón al Sistema Solar.

Saludos!

PD: Cuidado, que alquilar un DVD puede ser también una gran alternativa de salida con unos amigos. O un preámbulo: mirás la peli y después salís. No viene mal.

Anónimo dijo...

Fede, en el Village la entrada sale $19, un homicidio al bolsillo. Se hacen los copados con una promoción del banco rio, pero esa promo es valida 4 de los 7 dias de la semana. Rescato que durante noviembre todos los lunes regalaron 2 entradas a cada cliente de ese banco, pero no es la idea.

Saludos

*Pat-* dijo...

Qué buen post. Sabés, me acabo de dar cuenta de que con el precio de la entrada, no solo estoy yendo menos, sino que dejé un poco de lado mi cine "preferido" por costar $17 la entrada, y empecé a ir a las salas de Cinemark donde tengo cupones de descuento. Y sí, veo peliculas pirateadas pero nunca NUNCA pondria el dvd antes del cine.

Anónimo dijo...

La verdad al cine n ovoy hace un montón, creo que en parte es el tema de los precios tan elevados.
No es justo que una entrtad ade cine pueda ser equivalente al precio de un cd o mismo a algún dvd.-
El cine como experiencia visual es genial, te digo que no cambio el dvd por el cine pero... ¿como competir contra la piraterìa que es mas rapida en algunos casos que los propios cines? Parte de la respuesta creo sería bajando los precios y tornandolos mucho más accesibles a nuestros bolsillos

Igual coincido con el "chino" ya que un dvd y amigos esta piola, pero el cine... es distinto!! jeje

Cariños! Sol

Nacho dijo...

El cine como excusa para un acto social está bien, pero por 17 pesos, minga. :P

SirThomas dijo...

Pasó como con otros rubros (?) aparecieron los "grandes complejos de cine", desaparecieron las pequeñas salas, otrora cines de barrio (aunque quedan, desde luego, son los menos) y una vez que los Village y demases se establecieron (haciendo desaparecer a los mencionados más arriba)hicieron con el precio de las entradas lo que quisieron. No en todos los cines las entradas cuestan lo mismo pero son tan pocas las salas "alternativas" que lo mismo da.

Yo iba al cine cuando pasó a costar siete pesos mas o menos, así que imagínese hace cuánto que no voy. Aunque no es exclusivamente por el precio que no vaya, pero bueno, de eso habla el post y no quiero extenderme demasiado.